Atraer clientes es una de las habilidades que he adquirido en mi experiencia como asesora de marketing online. Clientes que llegan a mí de forma constante y automática, sin tener que estar persiguiendo a nadie.

Esto lo he logrado gracias a un sistema probado de marketing de atracción, que he aprendido y perfeccionado, no tratando de reinventar la rueda, sino de aplicar sistemas que ya funcionan. Este sistema está basado en cuatro estrategias básicas:

Publicidad

La publicidad es indispensable, ya que si las personas no saben que existes, por muy buena profesional que seas, los clientes no llegarán. Muchas empresarias piensan que con ser buena en su trabajo es suficiente, que el boca a boca hará el resto. No te digo que no sea así, pero eso sucede después de mucho tiempo.

Para que exista el boca a boca, primero tienes que tener clientes, y para que funcione como único medio, el volumen de los mismos debe ser muy alto. Así que deja de ponerte excusas, e invierte tiempo y/o dinero en publicidad.

Gracias a internet, esta publicidad no tiene que salirte cara, incluso puede ser gratuita e igual de efectiva, pero has de hacerla.

Tu publicidad debe estar dirigida principalmente a aumentar la base datos creando una lista de suscriptores interesados, a los que enviarás tu información de valor gratuita para comenzar a crear una relación de confianza que te posicione como experta a quien recordarán, y así poder establecer el contacto frecuente que produce la venta.

Definir a tu cliente

No todo el mundo es tu cliente, si sigues pensando así, vas a seguir sin atraerlos. Si no tienes un cliente bien definido, no sabrás donde publicar tu publicidad, y serás uno más entre millones. Con lo cual tendrás las mismas posibilidades de atraer clientes que de ganarte la lotería, y todos tus esfuerzos publicitarios pueden quedar en saco roto.

¿De verdad quieres eso? ¿O quieres atraer clientes de forma constate y automática? Tu cliente es la persona que tiene el problema que tú resuelves, los recursos económicos para invertir en tu solución y además está dispuesto a pagar por ello.

Resuelve el problema que tiene tu cliente

Tal como te dije en el apartado anterior, céntrate en resolver el problema mayor que tiene tu cliente. Debes estar en permanente contacto con tus prospectos y clientes, encuéstalos, escucha lo que te están diciendo. En base a sus respuestas crea tus programas, servicios y/o productos que solucionen su problema o colmen su mayor deseo.

Contacto frecuente

El contacto frecuente es vital para atraer clientes, ya que es el que crea la confianza, fideliza y cierra las ventas. Además gracias a estar en contacto con tus prospectos y seguidores, puedes realizar encuestas para saber qué es lo que realmente quieren y así poder diseñar programas, servicios y/o productos que se adapten a lo que tus clientes te están demandando.

Mediante este contacto es como ofrecerás tus productos y/o servicios, así como descuentos y promociones, pero siempre dando información de valor gratuita.

Implementa sin excusas estas cuatro estrategias en tu negocio, y comienza a atraer clientes de forma constante y automática.

Ana Zabaleta www.coachingparaempresarias.com

Sobre la autora: Ana Zabaleta, te enseña técnicas para sacar más rendimiento a tu negocio y en tu vida personal. Si quieres dedicarle el tiempo justo a tu negocio, disfrutar de tu familia y sacar el máximo partido de cada cosa que emprendas, solicita en www.coachingparaempresarias.com sus estrategias gratis, que recibirás cada martes en tu email.