Mi nombre es Alicia Navas, y soy la fundadora de El Búho Verde, una nueva tienda online de productos naturales. En ella vendemos complementos alimenticios, cosmética natural y ecológica, plantas medicinales y suplementos deportivos.

Después de meses de mucho trabajo y unas semanas de prueba, por fin hemos lanzado, y he podido ver mi proyecto cobrar vida. Aunque es una sensación muy gratificante, he de confesar que no todo ha sido un camino de rosas.

La idea de lanzar este negocio viene de tiempo atrás; yo siempre he sido consumidora de este tipo de productos gracias a la influencia de mi madre. Hace un par de años aproximadamente me di cuenta de que muchas personas no conocían este tipo de productos y que su consumo seguía siendo muy nicho, y de ahí nació El Búho Verde, con la misión de hacer llegar los productos naturales a todo el mundo.

Por aquel entonces yo vivía en Londres, y decidí dejar mi trabajo en una empresa del sector online, mudarme a Madrid  en agosto de 2016 y dedicarme por completo a lanzar mi proyecto.

No voy a negar que los últimos meses han sido bastante estresantes, no sólo desde el punto de vista financiero (después de 10 años trabajando para otros, me llevó un tiempo hacerme a la idea de que no iba a ver mi nómina a final de mes) sino del proyecto en sí. Por eso creo que es importante compartir tres puntos fundamentales basados en mi experiencia personal:

Uno de los aspectos más duros ha sido sin duda la parte de la toma de decisiones; cuando eres emprendedor/a y estás tú prácticamente sola trabajando en el proyecto, todas las decisiones recaen en tí, ¡y eso es agotador! Ahora que puedo valorarlo con un poco de perspectiva me doy cuenta de que quizás podría haber simplificado mucho más este proceso y haber agilizado mucho más en mi toma de decisiones.

Otro punto relacionado con el anterior, es el de intentar lanzar tu negocio cuanto antes, aunque no sea en condiciones perfectas (nada lo es). Las semanas anteriores al lanzamiento fueron especialmente duras. Creo que después de tantos meses de preparación y de trabajo “fundacional” pierdes un poco la perspectiva y el empuje inicial que te ha llevado hasta ahí. Por eso, creo que es importante lanzar cuanto antes, ya que cuando tu e-commerce está oficialmente online tu idea de negocio deja de ser teoría y ya es una realidad.

Por último, un punto muy importante para mí ha sido el “salir fuera”. A mí me ayudó mucho acudir a eventos de emprendedores por ejemplo en Google Campus, para poder hablar con gente que se encuentra en tu misma situación. Es bastante gratificante, y te das cuenta que hay mucha gente como tú que lucha cada día por sacar su ilusión adelante y cuya vida es una montaña rusa de emociones.

Espero que mi experiencia personal os haya resultado interesante, ¡la verdad que me ha encantado compartirla!

Alicia Navaswww.elbuhoverde.es