Saltar al contenido principal

Cómo gestionar el tiempo en tu vida personal

Ya sabemos que el tiempo es irrecuperable y escaso. También sabemos que necesitamos una buena conciliación entre la vida personal y laboral, y para ello es necesaria una buena gestión del tiempo. Si lo consigues, evitarás el estrés.

En mi artículo “Cómo mejorar tu gestión del tiempo” te hablaba de para qué quieres realmente tu tiempo, determinados principios sobre el tiempo, y cómo acercarte a tu meta un poco cada día. Hoy hablaremos sobre la importancia de no desperdiciar el tiempo, cómo así conseguirás una buena conciliación, y sobre los principales ladrones del tiempo, todo ello para favorecer tu vida personal.

Dale a tu tiempo la importancia que se merece

Te voy a contar una fantástica metáfora de la peruana Victoria Flórez:
“¿Que es un día? Imagínese que todas las mañanas un banco deposita en su cuenta US$ 86.400. No lleva el saldo de un día para otro. Cada noche, el banco hace desaparecer todo lo que pudiera quedar en la cuenta y que no se utilizó durante el día. ¿Qué haría usted? ¡Retirar hasta el último centavo, por supuesto! Cada uno de nosotros tiene un banco así. Se llama Tiempo.

Todas las mañanas le deposita 86.400 segundos. Y todas las noches hace desaparecer, como pérdida, todo lo que dejó de invertir para un buen fin. No lleva el saldo de un día para otro. No permite sobregiros (transferencias). Cada día abre una cuenta nueva para uno. Cada noche hace desaparecer lo que pudiera quedar del día. Si no cumple con utilizar el depósito del día, uno es quien pierde. No hay manera de retroceder. Tampoco puede hacer retiros del mañana. Tiene que vivir en el presente, con los depósitos del día. ¡Inviértalos para obtener el máximo rendimiento en salud, felicidad y éxito! El reloj sigue avanzando. Aproveche el día al máximo.”

Organiza la gestión de tu tiempo para tener una buena conciliación

Cuando interiorices esta metáfora y comprendas lo que desperdicias, empezarás a dar a tu tiempo la importancia que se merece. Entenderás que con una buena gestión de tu tiempo, alcanzarás mejores resultados con menor esfuerzo, y conseguirás una buena conciliación, mejorando tu vida personal y evitando el estrés.

Detecta cuales son tus prioridades y empieza por ellas. Así te aseguras de que lo más importante no se quedará sin hacer. Esta es una regla de oro que sirve igual en tu vida personal y laboral. Si le das a tu tiempo la importancia que se merece y has sido realista, podrás hacer también el resto de cosas de tu lista.

Cuidado con los ladrones del tiempo en tu vida personal

En nuestra vida personal, estos son algunos de ellos:
 Esperas
 Mal entendidos
 Interrupciones
 Llamadas telefónicas
 Familiares y amigos “por sorpresa”
 Desplazamientos, especialmente al trabajo
 TV y Redes Sociales, sin reflexión

Y estos son algunos de los que dependen de nosotras/os mismas/os:
 Falta de organización personal
 Poca puntualidad y control del horario
 Confusión de las prioridades
 Dilación de las decisiones importantes
 Procrastinación (postergación)
 Precipitación en la toma de decisiones
 Abarcar un campo de actividad demasiado amplio
 Exceso de optimismo al apreciar las propias habilidades
(La autoestima debe ser “realista”)

Nunca olvides dar a tu tiempo la importancia que se merece, ya que con una buena gestión de tu tiempo conseguirás una buena conciliación, liberando tiempo para tu vida personal. Recuerda la regla de oro: Detecta tus prioridades y empieza por ellas para asegurarte que quedarán hechas. Y ten mucho cuidado con tus ladrones del tiempo, ya que si consigues evitarlos, evitarás el estrés mejorando tu vida personal.

“Los que emplean mal su tiempo son los primeros en quejarse de su brevedad”. Jean de la Bruyére

__________________

Sobre la autora:

Marta Morón es Coach y Mentora de mujeres Directivas, Managers, Emprendedoras, Freelancers y con responsabilidades profesionales. Hace más de diez años decidió dar un giro a su carrera de empresariales, basada en experiencias de Manager y Financial Controller en multinacionales como McKinsey y Linklaters, para ayudar a otras mujeres a organizar su Plan de Carrera o Emprender, y a transformar sus vidas.

Reducción de jornada, ¿conciliación o maldición?

Hace años que la Ley en España permite solicitar la reducción de jornada en el trabajo, que puede pedir el padre o la madre indistintamente, para niños/as hasta los 8 años; y que puede pedir cualquiera con un familiar con dependencias a su cargo. Se trata de un derecho adquirido por los trabajadores tras demandarlo muchos años por la dificultad que tienen los progenitores para la conciliación de la vida laboral y familiar.

Hoy te voy a contar lo que dice la Ley, pero también lo que desgraciadamente les ocurre en la realidad a muchas personas que tras solicitar la reducción de jornada sufren consecuencias negativas en sus puestos de trabajo.

 

Casos en que puede solicitarse la reducción de jornada de trabajo

□ Guarda legal – padres/madres y tutores/as con hijos/as menores de 8 años.

□ Guarda legal – padres/madres y tutores/as con hijos/as con discapacidad física, psíquica o sensorial, que no desempeñe una actividad retribuida.

□ Cuidado de un familiar directo hasta el 2º grado, que por razones de edad, accidente o enfermedad, no pueda valerse por si mismo y no desempeñe una actividad retribuida.

* Para cuidar a hijos/as o tutelados/as menores de 18 años, hay condiciones especiales en caso de hospitalización de larga duración con necesidad de cuidado directo.

 

Condiciones para solicitar la reducción de jornada de trabajo

 □ Por ley, la reducción de jornada debe ser como mínimo de 1/8 y como máximo de ½ de la jornada de trabajo. El salario bruto se reduce en la misma proporción.

El trabajador puede decidir el horario y el periodo de reducción. Aquí hay un cambio, según la Ley 3/2012 de 6 de julio, la reducción debe referirse a la jornada Diaria. Ya no se pueden acumular días enteros sin trabajar.

□ La ley no exige ni impone ningún plazo de antelación para comunicar la solicitud, puede solicitarse en cualquier momento.

□ La ley no exige que se haga por escrito, pero es conveniente hacerlo, poniendo cuanto se va a reducir la jornada, el nuevo horario de trabajo que se propone y la fecha de inicio.

□ Si te despidieran por esta solicitud, sería despido Nulo por vulneración de los derechos fundamentales.

□ Sí es compatible con el permiso de lactancia, se pueden disfrutar a la vez.

Cuando hay discrepancias con la empresa respecto al horario propuesto o el periodo de disfrute, hay que presentar una demanda ante los Juzgados de lo Social para que se reconozca el ejercicio de este derecho, a través del procedimiento “urgente y preferente”, que es el previsto para estos casos en la Ley de Procedimiento Laboral.

 

Lo que ocurre en algunas empresas por la reducción de jornada de trabajo

Ya han pasado suficientes años para que las empresas tengan asumido el derecho de sus empleados a la conciliación mediante la reducción de jornada. Eso ayuda, ya que cuando se adquirió ese derecho casi todos los trabajadores necesitaban denunciar para poder disfrutar de su reducción.

Lamentablemente, aún es relativamente frecuente que las personas que solicitan la reducción sean “castigadas” con la excusa de que yendo menos horas no pueden hacer el trabajo que desempeñaban hasta entonces, pasando a desempeñar puestos muy por debajo de su cualificación y curriculum.

Y esto se agrava si la persona tenía un puesto de responsabilidad, ya que muchas empresas interpretan que los mandos intermedios y los directivos deben fidelidad absoluta a la empresa, y ven la reducción de jornada como una deslealtad.

Este problema ocurre indistintamente, ya sea el trabajador hombre o mujer.

 

La realidad de la reducción de jornada

Aunque las leyes van avanzando en el tema de la conciliación, aún no se ha alcanzado el equilibrio entre los intereses empresariales y los derechos a la conciliación familiar de los trabajadores. No podemos dormirnos, debemos apoyar a todas las organizaciones que trabajan para mejorar esta realidad. También debemos reconocer la labor de muchas empresas que hacen un esfuerzo por facilitar a sus empleados la reducción de jornada.

No ayuda nada a la conciliación la terrible costumbre española de permanecer en el trabajo de oficina hasta las 7 de la tarde, desperdiciando dos horas “para comer”; o que los comercios permanezcan abiertos hasta las 8,30 de la tarde, cerrando de 2 a 5 “para comer”. Mientras, en el resto de Europa y en Norte America se trabaja de 9 a 5, utilizando para comer el descanso de la mañana, y dejando la tarde para la vida personal.

Si estás pensando en pedir una reducción de jornada o ya la estás disfrutando, y tu empresa no colabora, trata de no dejarte abatir por el miedo a tu empresa, a tu jefe o a tus compañeros. No tienes que aguantar que te ninguneen, hay incluso algún caso de mobbing por este motivo. Creo que si no te defiendes, a la larga acabarás perdiendo cualquier motivación por tu trabajo y es fácil que termines abandonando.

 

Exige tu derecho a la conciliación en el trabajo, ya sea mediante la reducción de jornada o mediante la racionalización de horarios.
Además, el respeto por ti misma debe empezar exactamente por ahí: por ti misma.

 

 “El mejor legado de un padre a sus hijos es un poco de su tiempo cada día” 
Leon Battista Alberti

 

_____________________________________________________________

 

Puedes publicar mis artículos completos siempre que pongas acceso directo a mi web http://www.mujerlider.es y el siguiente mensaje:

Sobre la autora:

“Marta Morón, directora de “MujerLider” y www.mujerlider.es, te ayuda a través del Coaching para que te conviertas en una Mujer (u hombre) Líder de tu vida. Si quieres redefinir tu plan de carrera; fortalecer tu liderazgo y tu gestión de personal; incrementar tu productividad y tus resultados; mejorar tu gestión del tiempo y tu conciliación; buscar salidas a tu situación de tránsito profesional; reforzar tu toma de decisiones; y mejorar tu comunicación; VISITAAHORA www.martamoron.compara recibir más tips GRATIS.”

Autor Marta Morón Torres