Saltar al contenido principal

Cinco pasos claves para hablar con éxito sobre tú dinero

Una vez tras otra veo como mujeres empresarias muy capaces, que se esmeran en servir bien a sus clientes, sabotean todos sus esfuerzos para establecer una buena situación económica a la hora de conversar sobre dinero con sus clientes, sus socios, sus proveedores, incluso sus parejas.
Trabajan horas en posicionarse como experta, tener una excelente página web y en ofrecer buenos productos y servicios. Sin embargo, tienen una constante fuga de dinero de la cual muchas veces ni siquiera están conscientes, porque no saben cómo conducir conversaciones sobre el dinero con éxito.
Si a ti te pasa esto y no le has dado importancia, ¡piénsalo bien! El desenlace de tus conversaciones sobre finanzas determinará tú futuro financiero personal y profesional.
Solo en el ámbito de tu negocio, tú habilidad de hablar sobre dinero es determinante para:
• Exponer tus honorarios con confianza y seguridad, a la hora de vender tus servicios o conocimientos.
• Mantener un flujo de caja constante, por ejemplo, al hablar con clientes para que se pongan al día con sus pagos.
• Encontrar una solución idónea para no perder clientes que quieren salirse de tus programas.
• Reaccionar correctamente cuando te piden un descuento.
• Demarcar tus límites con firmeza y gracia cuando tus clientes te piden más de lo que estaba incluido en el programa o servicio que compraron.
¡Y la lista sigue y sigue!
Son innumerables las situaciones en las cuales la mujer empresaria tiene que asumir su posición de liderazgo y hablar sobre el tema del dinero con autoridad–pero, al mismo tiempo, con sabiduría y gracia femenina—para defender los intereses suyos y de su negocio, sin tener que sentirse culpable ni menoscabada en el área de las finanzas.
Si tú deseas no solo generar más ingresos, sino también incrementar tu patrimonio mientras entregas lo mejor de ti, sin sentirte pasada a llevar, ¡aquí tienes 5 pasos para tomar el control de tus conversaciones sobre el dinero!

Los 5 pasos claves de las conversaciones exitosas sobre el dinero:

1. Prepárate mentalmente:
Las mujeres tienden a evadir conversaciones sobre el dinero, porque tienen miedo de reclamar sus derechos y no quieren herir a nadie. Prefieren mil veces dejar la situación como está y soportar las consecuencias, aunque signifique generar pérdidas para sus negocios o sus finanzas personales.

Le haces un mal favor a ti y a las demás personas al no aclarar situaciones delicadas que, a la larga, van a perjudicar a ambas partes. Aunque el tema sea difícil, las personas apreciarán tu franqueza y claridad cuando tomas el toro por las astas y determinas solucionar cualquier malentendido sobre dinero de inmediato.

2. Declara de qué quieres hablar.
Comienza tus diálogos sobre el dinero diciendo claramente, desde un comienzo, cuál el asunto que quieres aclarar.

Esto es válido tanto para las ventas que hagas, como, por ejemplo, al ofrecer tus sesiones de coaching, como también para solucionar temas conflictivos sobre el dinero que surgen en tu negocio o en tu vida personal.

Siempre sé muy clara en plantear de qué quieres hablar: “Quiero hablar sobre…”

3. Expone el objetivo de la conversación.
Asegúrate de que la otra persona sepa perfectamente lo que quieres lograr en la conversación para ambas partes.

Por ejemplo: “Quiero llegar a un acuerdo sobre…”

4. Toma el liderazgo de la conversación.
Una vez que quedó claro cuál es el tema y cuál es tu intención, posiciónate como la líder de la conversación y explica cómo quieres que la conversación fluya.

Por ejemplo, puedes decir algo como: “Me gustaría escuchar tu opinión y luego te comparto la mía…”

5. Logra un acuerdo.
Antes de seguir hablando, es importante obtener el acuerdo de la otra parte. Esto te posicionará a ti como la persona que tiene el control de la conversación.

Simplemente pregunta: “¿Estás de acuerdo con esto?”

Desde un comienzo plantea claramente tu deseo de llegar a un acuerdo que será de mayor beneficio para ambas partes.

Las personas quieren ser reconocidas, escuchadas y comprendidas. Tómate el tiempo necesario al principio de la conversación para escuchar sus opiniones.

Te ayudará a ver el problema desde su perspectiva y podrás comprender mucho mejor por qué actuaron de determinada manera. Aunque no estés de acuerdo con su manera de pensar, podrás resolver el problema de mejor manera, sin perder tu postura y claridad al respecto.

¿Quieres aprender cómo conducir todas tus conversaciones sobre dinero con éxito? Descarga gratuitamente mi guía práctica “Cómo Hablar Sobre Dinero Con Confianza y Seguridad” en este enlace: www.ProsperidadConProposito.com

Bettina Langerfeldt

¡Si quieres crecer, tienes que salir!

Nuevamente estuve de viaje, para participar en una de las conferencias de capacitación a las que asisto regularmente, desde que me inicié en la web.
La mayoría de estas conferencias implican un viaje de más de 24 horas, una gran inversión… ¡y un paso gigante fuera de mi zona de confort!
A pesar de que ya llevo muchos años en esto, cada vez que me toca viajar por mi negocio, hay una serie de “tentáculos” que me dificultan la partida y con los cuales siempre tengo que volver a negociar:
• La incomodidad de viajar sola a un país lejano, con todos los riesgos que esto implica.
• El sentimiento de culpa por dejar a mi familia atrás.
• La inevitable pregunta: “¿Valdrá la pena hacer este gran esfuerzo?”
He aprendido a contestar rápidamente esta última pregunta, porque sé que, cada vez que me salgo de mi pequeña zona de seguridad y de confort, detrás de mi computador, ¡el crecimiento que experimento yo, mi negocio y mis ingresos es exponencial!
Por eso quiero animarte hoy a dar un paso de fe y a buscar una oportunidad para salir de tu rutina y sumergirte en un ambiente en el cual serás edificada, instruida e inspirada.
Puede ser una conferencia de capacitación, un “meetup” de emprendedoras o simplemente un taller o una charla pública que tú misma das frente a un grupo de personas, sobre tu tema.
Verás que el efecto de este paso es muy potente. Aparte de salir y refrescarte y disfrutar del contacto con otras mujeres emprendedoras como tú, verás que, rápidamente, descubrirás otros grandes beneficios insospechados que jamás experimentarías si te quedaras tranquilamente en tu casa, pensando que cambiarías el mundo desde ese lugar:
1. Muchos más contactos de mejor calidad:
No hay nada mejor que el contacto personal. Y eso es válido tanto para conexiones con posibles colaboraciones y alianzas estratégicas como también para el contacto más cercano con posibles clientes. Yo he visto que es mil veces más fácil producir ese “click” mágico que te conecta con otros cuando lo haces cara a cara, y no por Skype, email o por teléfono.
2. Capacitación más efectiva:
Es bueno hacer cursos online y educarte con material descargable, pero es algo muy diferente cuando ves a tus mentores en vivo, ¡modelando delante de tus ojos cómo se hace! Te será mucho más fácil implementar lo que aprendes, no sólo porque viste cómo se hace, sino también porque habrás visto con tus propios ojos lo fácil que es.
3. Inspiración desbordante:
Cuando tú te sumerges en un ambiente en el cual las demás personas están vibrando con lo mismo que tú, se produce una sinergia que te va a edificar por dentro. ¡Y esto pasa mucho más allá de un simple sentimiento rico! Saldrás de ese lugar llena de nuevas ideas, con mucha más claridad y con la certeza de que, si otras ya lo han logrado, ¡tú también podrás!
Trata de planificar al menos una asistencia mensual a alguna reunión presencial sobre tu tema, ya sea dictado por otros o por ti. Verás que crearás un “momentum” de crecimiento en ti y en tu negocio que va a dar un vuelco radical a todo lo que estás haciendo.
Se te abrirán puertas que antes estaban firmemente cerradas, ¡y esto se reflejará directamente en tu nivel de satisfacción personal y en tu cuenta bancaria!
¿Quieres aprender cómo conducir todas tus conversaciones sobre dinero con éxito? Descarga gratuitamente mi guía práctica “Cómo Hablar Sobre Dinero Con Confianza y Seguridad” en este enlace: www.ProsperidadConProposito.com

¡La solución a tus áreas débiles con el dinero!

¿Te has catalogado como “poco hábil” con el dinero?
Muchas mujeres hacen eso. Se comparan con sus pares masculinos y deducen que simplemente no poseen la capacidad de manejar el dinero tan bien como ellos.
Es cierto si lo quieres solucionar con fórmulas masculinas.
La mayoría de los cursos sobre finanzas personales están hechos por hombres y abordan el tema de los números con más números: porcentajes, planillas Excel, organizadores, cálculos, etc…
Ya perdiste el interés, ¿verdad?
Pues hay otra manera de confrontar tus debilidades con el dinero y comienza mucho más adentro:
¡Comienza con tu personalidad! De la misma manera en que tu personalidad afecta a otras áreas de tu vida, también tiene una gran influencia sobre cómo te relacionas con el dinero.
Aquí te describo ocho personalidades diferentes, también llamadas “Arquetipos del Dinero” (Sacred Money Archetypes®, de Kendall Summerhawk, www.KendallSummerhawk.com) y cómo cada uno se relaciona con el dinero:
1. La Alquimista: Es idealista y tiene un fuerte sentido de justicia social, por lo cual tiene una relación de amor/odio con el dinero. Es muy visionaria, pero necesita aprender a cimentar sus ideas en acciones prácticas que transformen sus ideas en dinero.
2. La Conectora: Para ella las relaciones humanas van sobre todo, inclusive el dinero. Tiende a vivir bastante desconectada de sus números, pero tiene mucha fe y optimismo.
3. La Acumuladora: Ella y el dinero son una pareja hecha en el cielo. Le encanta ahorrar y sabe medir sus gastos, pero tiende a vivir en un mundo demasiado pequeño por no querer gastar.
4. La Disidente: Ella se siente muy atraída por oportunidades de volverse rica. Puede ganar y perder mucho dinero, pero sabe tomar riesgos y se maneja muy bien con los números.
5. La Gobernante: Su negocio domina la mayor parte de su vida y le encanta empoderar a las personas a través de él. Le cuesta divertirse, pero es muy decidida y crea mucho valor.
6. La Celebridad: Valora el dinero como una herramienta para lograr el status, imagen y reconocimiento. Puede caer en gastar compulsivamente, pero es una buena líder.
7. La Cuidadora: Ella quiere proteger, cuidar o nutrir a otros financieramente, incluso al punto de quedarse sin dinero ella misma, pero es muy fiel y, como empresaria, entrega valor de características asombrosas.
8. La Romántica: Sabe disfrutar la vida y gasta dinero “porque se lo merece”. Tiende a ignorar cualquier cosa que tenga que ver con las finanzas y es muy generosa con otros.
¿Ya identificaste cuál es tu Arquetipo del Dinero? Todas somos una combinación de al menos 3 de ellos.
Lo bueno es que todos y cada uno de ellos tienen tanto fortalezas como debilidades con el dinero. Por ende, ya puedes dejar de condenarte porque no crees ser tan habilosa en el tema de las finanzas.
Nunca olvides: ¡Los talentos y dones que Dios te da siempre son más fuertes que tus debilidades!

Tres pasos claves para volver a tomar el control de tu dinero

¿Sabías que tu relación con el dinero afecta a todas tus demás relaciones? Tu relación con Dios, contigo misma, con tu familia, e incluso tu relación con los bienes materiales.
La mayoría de las mujeres no saben que su manera particular de relacionarse con el dinero se reflejará en el trato que tendrán con todas estas otras áreas importantes de sus vidas. Por eso tienden a dejar al dinero en un compartimento aparte y no le dan la importancia que tiene.
Esto provoca conflictos internos con el dinero que resultan en angustia, baja auto estima, sentimientos de culpa y depresión.
En la práctica, puedes saber que necesitas sanar tu relación con el dinero si el dinero controla tu vida. Esto se puede manifestar de miles de maneras diferentes, como por ejemplo:
• Tienes bajos ingresos.
• Siempre te falta.
• Te endeudas fácilmente.
• Gastas en cosas innecesarias.
• Das más allá de tus posibilidades.
• Discutes frecuentemente sobre dinero.
• El dinero es la razón por la cual no te atreves a hacer lo que te apasiona.
• Etc.
¿Cómo puedes revertir esta situación y tomar el control sobre tu dinero?
1. Debes permitirte hacerlo
Tu historia del dinero comenzó a escribirse en tu infancia. Tu familia, tu cultura y tu entorno te impregnaron de mensajes que formaron patrones de pensamiento –o paradigmas—que rigen tu vida hoy.
Estos paradigmas son tremendamente limitantes y poco flexibles.
Lo bueno es que –a diferencia de lo que muchos creen– no son difíciles de cambiar.
Si tú no te has dado el permiso de estar en control de tu dinero hasta hoy, solo debes cambiar tus patrones mentales. Cambia el “no debo”, “no puedo”, “no sé cómo” por frases que te devuelven el poder sobre tu situación: “¡Debo, puedo y me prepararé para lograrlo!”
2. Busca cambiar desde adentro hacia afuera
Lo primero que muchas mujeres hacen cuando toman la decisión de tomar el control de su dinero, de una vez por todas, son cambios externos: intentan ahorrar, tratan de gastar menos, buscan nuevas fuentes de ingreso, etc.
Todo eso está bien, pero probablemente no tendrá un mayor impacto en tu situación financiera si no vas a la raíz del problema.
Tienes que conocer cómo tu personalidad particular se relaciona con el dinero y cuáles son tus debilidades personales con el dinero, aquellas que siempre te van a perjudicar cuando tomes decisiones financieras.
Por ejemplo, una mujer que tiene una personalidad más aventurera tenderá a ser demasiado arriesgada con su dinero. En cambio, una mujer más servicial gastará todo lo que tiene en las necesidades de los demás.
3. Fortalece tus áreas débiles.
Una vez que estés consciente de tus áreas débiles sabrás cuáles son los “puntos ciegos” en tus finanzas y podrás tomar las medidas necesarias para que tus debilidades no te saboteen. También podrás aprender cómo sacarle mucho más partido a tus fortalezas.
En resumen, a pesar de que te parezca un gran desafío volver a tomar el control sobre tu dinero, ¡no es difícil de lograr! Si eres consistente en aplicar estos tres puntos, podrás cambiar tu situación financiera actual y vivir con más holgura y más tranquilidad.
¿Quieres aprender cómo puedes alcanzar un nuevo nivel de ingresos con estrategias de negocio que te permitan generar más ingresos y alcanzar a más personas, en menos tiempo? Aplica a una sesión estratégica gratuita conmigo y veremos cómo te puedo ayudar a monetizar tu misión con éxito.

Cinco pasos seguros para deshacerse del cerro de deudas

La falta de educación financiera es un problema que se manifiesta a diario en el bienestar de las familias.

Es la causa directa del menor monto del patrimonio financiero de las familias (o riqueza del hogar).

Idealmente dicha riqueza, ya sea en forma de fondos de pensiones, seguros y títulos accionarios, o como bienes inmobiliarios y otros durables (como automóviles) de los hogares, deberían ir incrementando a medida que la familia genera ingresos y va consolidando su situación financiera.

Lamentablemente, esta pasando todo lo contrario.

Según cifras entregadas por el Banco Central de Chile, la deuda de los hogares chilenos subió 140% en los últimos seis años. Un hogar promedio necesitaba cinco ingresos mensuales para pagar sus deudas. Hoy, requiere más de siete.

(Diario El Mercurio, 1 de agosto, 2011)

Eso significa que, en los últimos seis años, la deuda de las familias chilenas aumentó a más del doble.

¿Por qué?

Si bien hay muchos factores que inciden en la situación financiera de las familias, una de las razones principales del endeudamiento es la falta de educación financiera.

Hoy en día hay un exceso de ofertas de tarjetas de crédito, créditos de consumo, sistema de pago en cuotas, etc. Es demasiado tentador, para cualquier persona, endeudarse para adquirir un bien de inmediato.

El problema es cuando esto se convierte en un hábito. Sin darse cuenta, estas personas se endeudan cada vez más y de pronto se encuentran ante un cerro de cuentas que ya no pueden pagar.

Si usted esta agobiado con un nivel de endeudamiento que parece aumentar más de lo que disminuye, es importante que implemente cambios drásticos para mejorar su situación financiera.

Cinco pasos seguros para salir de deudas:

1. Educación:

Usted esta donde esta porque le ha faltado la información necesaria para manejar su dinero de otra forma. Muchas personas tienen una excelente educación en otras áreas y reciben un buen sueldo, pero no han recibido la educación financiera para administrar y multiplicar el dinero que les llega las manos.

Lo bueno es que esta falencia es fácil de solucionar. Hay muchos recursos disponibles para educarse en las finanzas personales. Es cosa de informarse, educarse y actuar.

2. Planificación

Con una buena educación financiera va a poder ver sus finanzas personales con otros ojos. Habrá comprendido que es factible revertir su situación a tal punto que sea usted el que recibe el pago de intereses por inversiones bien hechas, y no el que paga intereses por deudas de consumo mal gestionadas.

Con esa visión alentadora en mente, puede comenzar a planificar su presupuesto y cambiar sus hábitos de consumo. Lo primero que va a tener que hacer es restringirse.

3. Restringir gastos

La única forma de crear riquezas a largo plazo es la de vivir bajo el nivel de sus ingresos.

Para llegar a ese punto, hay que hacer una reunión entre todos los miembros de la familia para que en conjunto puedan elaborar un plan de restricción que permita un excedente de dinero al final del mes.

No es fácil apretarse los cinturones. En ésta etapa es importante recordar los beneficios de quedar sin deudas y de estar construyendo para un futuro bienestar económico más sólido y duradero.

4. Eliminar las tarjetas de crédito

Con el excedente que le queda al final del mes, comience a pagar cada una de sus tarjetas, empezando con la que tiene la mayor tasa de interés.

Una vez que tenga una tarjeta pagada, sume la cuota mínima que pagaba por esa deuda al excedente que le sobra de sus ingresos y pague la segunda tarjeta. Así obtendrá un efecto de “bola de nieve” mediante el cual podrá pagar sus deudas restantes.

5. Ahorrar e invertir

Una vez que quede libre de sus deudas, no incremente sus gastos nuevamente. Siga educándose en el área financiera y aprenda cómo invertir en vehículos de inversión que le den mayores tasas de interés que una simple cuenta de ahorro.

Si sigue diligentemente estos 5 pasos no solo va a quedar libre de deudas, también va a estar en condiciones de construir una sólida situación financiera para el futuro.

Si usted quisiera tener las herramientas para que a futuro pueda construir una situación financiera sólida, ¡ésta es la oportunidad que ha estado esperando! Visite http://EducacionParaElExito.com y obtendrá inmediatamente un e-book inspirador gratuito con valiosos datos acerca de cómo enseñar a sus hijos (y a usted) a pensar diferente para poder armar un negocio propio.

Por Bettina Langerfeldt

http://EducacionParaElExito.com”>Educacion Para El Exito – educacionparaelexito@gmail.com

La escasez – Datos útiles para lidiar con el problema de la falta de dinero para iniciar un negocio en casa

Recientemente hice una encuesta en Educación Para El Éxito en la cual pregunté: ¿Cual es el obstáculo mayor que las personas tienen para emprender en un proyecto de negocio en casa?

Lejos el obstáculo más nombrado fue la falta de dinero. Un tercio de los encuestados atribuían su incapacidad de comenzar con un emprendimiento propio a su situación financiera.

La fórmula de la prosperidad financiera

A pesar de que parece ser un tema complejo, no es tan difícil de abordar. Solo hay que regirse por principios de manejo de dinero que han perdurado desde siempre.

Uno de ellos es el principio de evitar la gratificación inmediata. En un mundo donde las ofertas abundan y nos incitan a comprar a la vuelta de cada esquina, es importante aprender a disciplinarse para alcanzar la meta de gastar menos de lo que se gana. Es la única forma de salir adelante en lo financiero.

No existen fórmulas mágicas para salir de una situación económica difícil, al menos que se case con una viuda rica, gane la lotería o reciba una herencia de un tío lejano. Va a tener que aprender a restringirse para aplicar una fórmula garantizada de alcanzar la prosperidad.

En pocas palabras: “La única forma de acumular riquezas duraderas es gastar menos de lo que se gana e invertir lo que sobra.” Punto final.

A pesar de ser tan elemental, la gran mayoría de las personas no lo practican. Por eso le quiero entregar una serie de consejos prácticos que le ayudarán a implementar cambios en sus hábitos de vida que van a conducir a una buena situación financiera.

Los resultados no aparecerán de la noche a la mañana, pero resultará si usted es consistente en aplicar este simple principio.

¿Como lidiar con el problema de la falta de dinero a la hora de comenzar con un negocio en casa?

Las respuestas son complejas, ya que varían mucho de un caso a otro, pero básicamente puede mejorar su situación financiera de dos maneras:

  1. Disminuir los gastos

  2. Aumentar los ingreso

Idealmente una combinación sabia de ambos.

1. ¿Cómo disminuir nuestros gastos?

Si la economía familiar no permite tener dinero para invertir o ahorrar, es recomendable revisar el presupuesto familiar para ver de qué cosas se puede prescindir hasta que el negocio esté andando.

Un buen principio de manejo de dinero es la regla de ganar 10 y gastar 9. Para llegar a eso la familia puede tomar en conjunto de decisiones que permitan que sobre un excedente de dinero al final del mes.

Todos los miembros de la familia deberían participar en éste proceso, ya que es muy difícil apretarse los cinturones cuando se esta acostumbrado a cierto nivel de vida, cualquiera que sea.

Es importante plantear que es solo una medida que van a tomar temporalmente hasta que el negocio esté generando ingresos.

La mejor forma de pasar por este período de restricción transitorio es con una actitud de agradecimiento. Agradecimiento por lo que se tiene y agradecimiento por la oportunidad de poder tener más a futuro.

2. ¿Como aumentar los ingresos?

Existen diferentes formas de aumentar los ingresos. La opción más conocida es un empleo adicional, pero no siempre es la mejor alternativa, debido al desgaste que implica para los miembros de la familia.

Otras fuentes de ingreso posibles son:

Remates virtuales:

Podría revisar el ático y vender cosas que no necesita. En todas las casas hay cachivache que nadie ocupa y que puede venderse. Los hijos, que son los más aficionados al Internet, podrían ofrecerlos por remates virtuales.

Venta de productos caseros:

Mermeladas, repostería, chocolates y galletas hechas en casa siempre tienen buena venta y pueden contribuir significativamente a la economía del hogar.

Para los que tienen más espacio, pueden generar ingresos desde el hogar con la venta de cachorros finos, hortalizas, huevos, etc.

Clases extra programáticas:

Si usted es experto en algún área, por ejemplo un deporte, la matemática, o sabe hablar otro idioma, ofrezca clases particulares. Habitualmente estas se pagan muy bien y se le permiten ganar dinero extra en horarios que usted puede organizar a su pinta.

Trabajos en Internet:

Existen un sinnúmero de maneras de ganar dinero trabajando en casa. Las más conocidas son:

  • Entregar servicios como asistente virtual

  • Escribir para el Internet

  • Servicio de contabilidad virtual

  • Experto en páginas sociales

  • Experto en SEO

  • Diseño gráfico

  • Webmaster

Si bien esta opción requiere de cierta preparación, permite ganar dinero desde la comodidad de su hogar mientras arma su negocio propio.

Ya sea que usted elige gastar menos o ganar más dinero, es importante tener en cuenta que la fe es clave en su éxito como emprendedor.

La fe es fundamental para pasar por un proceso de cambios en el área económica

Contrario a lo que muchas personas creen, el dinero es un concepto profundamente espiritual. No es el billete que lleva en su bolsillo ni las monedas en su portamonedas.

El dinero es una idea que esta en nuestra cabeza. Se puede describir como una forma de energía o poder que fluye hacia nosotros o desde nosotros. La mayoría de las personas tienen ideas acerca del dinero que hacen que fluya desde ellos hacia otros lugares, en vez de multiplicarse en sus manos.

Si usted tiene problemas económicos y no sabe cómo salir de ellos, ¿porque no recurrir a la mayor fuente de provisión y de sabiduría del universo?

Puedo testificar de mi propia vida que el plan de Dios para nuestras finanzas funciona. Nosotros pagamos una deuda enorme de 12 años en solo dos años y medio al seguir los preceptos bíblicos sobre finanzas.

Las maneras de Dios son muy diferentes a lo que nosotros haríamos por lógica humana, pero son infalibles. Además enseñan un enfoque sabio hacia el dinero que nos permite relacionarnos bien con él y nos resguarda de la codicia y de la avaricia.

Nosotros obramos en lo natural y Dios puede intervenir sobrenaturalmente. La Biblia dice que “la bendición de Dios enriquece sin añadir tristezas.”(Proverbios 10:22)

Si usted necesita ayuda para cambiar su situación financiera, le van a encantar nuestros 10 datos acerca de cómo tener un negocio propio que una mamá le enseñó a su hijo y a raíz de los cuales ¡él llegó a ser un millonario a los 21 años! Los podrá descargar gratuitamente en http://EducacionParaElExito.com

De Bettina Langerfeldt, cuya pasión es enseñar a personas de todas las edades como adquirir una visión para su vida, como ponerse metas y después perseguir la educación específica para que puedan lograrlas.

<a href=”http://EducacionParaElExito.com”>Educacion Para El Exito</a>

educacionparaelexito@gmail.com

 

Tres maneras poderosas de enseñar a sus hijos sobre el dinero

Tanto la educación financiera como el fomento de las habilidades emprendedoras son tópicos que no se enseñan en las aulas de colegio. Incluso la mayoría de los establecimientos de educación superior no contemplan en su currículum la adecuada preparación en las finanzas personales, ni el fomento del espíritu emprendedor de sus alumnos.

Si tiene alguna duda al respecto, simplemente analice su propia situación.

¿Su educación académica lo preparó para manejar el dinero sabiamente?

¿Sus hijos saben manejar su propio dinero?

¿Tienen un espíritu emprendedor que les impulsa a buscar y aprovechar las oportunidades de negocio que surgen a su alrededor?

Si usted no lo aprendió en casa, con sus padres, es muy probable que, tanto usted como sus hijos, estén dejando pasar muchas oportunidades para mejorar su situación financiera.

La mayoría de las personas viven así. Fueron educadas para ganar dinero, pero lo manejan mal una vez que esta en sus manos. No saben que ese mismo dinero que les da el poder adquisitivo, también es capaz de multiplicarse, siempre y cuando sepan manejarlo bien y dominen la habilidad de invertirlo sabiamente.

Y no es cosa de talentos o fortalezas con las cuales cada uno nace. Tampoco es suerte. Simplemente es falta de educación. ¡Usted y sus hijos están donde están financieramente, porque les ha faltado la información para hacer las cosas de una manera diferente!

Lo bueno es que esa ignorancia, o analfabetismo financiero, se puede revertir.

¿Cómo?

En el caso de un adulto ya formado, debe iniciar un largo proceso de cambiar su mentalidad, sus hábitos y sus actitudes frente al dinero. Se puede lograr, pero requerirá de diligencia y de perseverancia durante el proceso educativo. Lo más complicado es el control de las emociones que sentirá a la hora de implementar cambios en su situación financiera.

Un niño, en cambio, es una hoja en blanco. Como en todas las áreas de la educación, se cumple el dicho: “Es más fácil preparar a un niño que reparar a un adulto.”

Si usted logra preparar bien a sus hijos en el ámbito de las finanzas personales y fomenta su espíritu emprendedor, estarán bien preparados para el futuro.

Sin embargo, el gran problema es:

¿Cómo enseñarles algo si nosotros, los padres, no tenemos dominio sobre el tema?

La respuesta es fácil: ¡simplemente aprenda junto con ellos! La mejor manera de aprender, tanto para sus hijos como para usted, es usar experiencias de la vida cotidiana como “material de estudio.”

A continuación le compartiré tres maneras poderosas de entregar una educación financiera sólida a sus hijos, que usted puede implementar en su hogar hoy mismo.

1. Ayúdeles a adquirir una mentalidad sabia frente al dinero

Hable del dinero con sus hijos. Descubra lo que ellos piensan acerca del dinero.

En muchas casas el dinero es un tema tabú, ya que se considera como algo vil y malo, un tema del cual no se debe hablar jamás. Sin embargo, al mismo tiempo, los padres dedican al menos 8 horas diarias para tratar de conseguirlo. Es una incongruencia que debe aclarar con sus hijos si nunca ha hablado del dinero con ellos.

En la Biblia dice claramente que el AMOR al dinero es la raíz de todos los males. (1. Timoteo 6:10)

El dinero en sí no es bueno ni malo, sino tiene el poder de reflejar lo que se alberga en el corazón de la persona que lo posee. Por ende, comience con una buena educación de valores, para reguardar a sus hijos de la codicia.

Enséñeles a ser generosos y que el dinero, además de ser indispensable para suplir sus necesidades, es una herramienta que se puede usar para hacer el bien.

2. Ayúdeles a relacionarse sabiamente con bienes materiales

En un mundo como hoy, en el cual somos bombardeados con mensajes que nos incitan a consumir, es muy fácil caer en gastar excesivamente. Las famosas deudas de consumo pueden ser consideradas como “la lepra de la sociedad moderna,” ya que carcomen los recursos y destruyen la situación financiera de las familias.

Enséñeles a sus hijos a vivir por debajo de su nivel de ingresos, sin caer en una mentalidad de escasez, que dice: “¡El dinero nunca me alcanza!”

Es tan fácil como explicarles que, de cada 9 monedas que salen, una tiene que quedarse adentro. Explíqueles a sus hijos que esa moneda trabajará para ellos y tendrá muchos hijos si la invierten sabiamente. Hábleles del tremendo poder del interés compuesto y de cómo pueden generar ingresos importantes si comienzan a invertir su dinero en vez de gastarlo todo.

3. Ayúdeles a comprender que el poder para generar riquezas está en sus manos

Deben comprender que hay más opciones para obtener dinero que pedirle a los padres o, más tarde, buscar un trabajo. Si bien un buen empleo es una excelente opción, es importante que sepan que existen otras alternativas.

La mejor forma de hacerlo es incentivándolos a buscar maneras de ganar dinero ellos mismos.

Todos los niños son emprendedores innatos. ¡Se sorprenderá de la creatividad de sus hijos a la hora de concebir un negocio, por muy pequeño que sea!

En una forma muy sencilla, explíqueles cómo calcular los gastos y los ingresos de su negocio, para que puedan aprender nociones básicas de contabilidad.

Al introducir estos tres aspectos importantes de la educación financiera y emprendedora, les estará entregando una preparación que no recibirán en las escuelas y que les otorgará las habilidades y las herramientas necesarias para triunfar en el área de las finanzas personales como adultos.

¡Prepare a su hijo bien para el futuro! Visite http://EducacionParaElExito.com y obtendrá inmediatamente un e-book inspirador gratuito con valiosos datos acerca de cómo enseñar a sus hijos (y a usted) a pensar diferente para poder armar un negocio propio. También obtendrá el apoyo, la inspiración y las herramientas necesarias para que usted y sus hijos obtengan una visión para su vida y aprendan a alcanzar sus metas exitosamente.

Autor Bettina Langerfeldt