Saltar al contenido principal

Las finanzas según la etapa de nuestra vida

Así como todos los seres humanos tenemos un ciclo de vida, también nos caracterizamos por atravesar ciertos ciclos financieros. Con algunas que otras variables, la mayoría de las personas transitamos estas etapas que enumeramos a continuación:

Primeros trabajos, primer acceso al dinero propio: una etapa de nuevas oportunidades, pero también de mayores responsabilidades. Cuanto antes tomes el control de tus variables, más posibilidades tendrá de alcanzar sus objetivos financieros en el mediano y el corto plazo.
• Primeras adquisiciones: comprar un coche, hacer ese viaje… la vida te empieza a enseñar que toda elección trae sus responsabilidades (seguros, reparaciones, mantenimiento, etc.). Conocer y evaluar las alternativas en cada caso, te permitirá planificar mejor tu forma de administrar los egresos y minimizar el impacto en tu presupuesto.
• Finanzas en pareja: cuando las finanzas personales se convierten en finanzas «en pareja», pueden ser necesarios algunos ajustes. Para evitar que el dinero se convierta en un problema, es fundamental identificar los objetivos comunes y buscar la mejor vía para alcanzarlos.
• El sueño de la “primera vivienda”: la vivienda es uno de los símbolos de la independencia económica. En la elección de la vivienda influyen diversos factores: las disponibilidades financieras, las preferencias personales, pero sobre todo, tus planes a futuro. Como siempre, un nuevo paso en las finanzas implica un análisis de situaciones actuales y hacia adelante. De la mano de un asesor seguramente encontrarás las mejores alternativa.
• La familia crece: ¿hay que ajustar el presupuesto? Quizás simplemente se trate de revisar necesidades y reasignar prioridades, por lo que conviene informarse de todas las opciones de ayuda disponibles.
• Vislumbrando el retiro: planificar la jubilación, sea cual sea tu edad o situación familiar, debe ser un objetivo prioritario. Todos debemos poder, al menos, imaginar cómo y dónde quisiéramos estar en las próximas décadas, para poder empezar a crear ese futuro que soñamos.
• Jubilación: si no has llevado un buen orden financiero, a la hora de quedarte sin trabajo puede que necesites cierta asistencia financiera para las actividades cotidianas. Para esto, necesitarás contar con ciertos conocimientos que te permitan articular a tu favor las posibilidades que el mercado te ofrece y encontrar la mejor alternativa.
Si te sentís identificado o querés saber más sobre alguno de estos puntos, porque te encontrás atravesando uno de ellos, ¡quedate tranquilo! Durante las próximas semanas iremos ampliando cada uno de ellos.
¡Que tengas buenas finanzas!

¿Querés aprender más sobre las mejores herramientas financieras que potencian tu capital y protegen tu futuro? Ingresá a: http://www.finanzasintegrales.info

Como NO sobreproteger a los hijos

Los niños que se crean entre algodones, muchas veces vienen a la terapia porque no saben establecer las relaciones con los demás: sus compañeros de clase, amigos, profesores, etc. Son frágiles, no pueden defenderse, su energía se ve bloqueada, no pueden decir “no” y muchas veces se hacen presas de los niños que tienen carácter más fuerte.

El otro problema de estos niños es que no saben hacer las cosas por sí mismos, casi siempre necesitan ayuda y por lo tanto, dependen de los demás. En su familia tienen todas las cosas ya hechas: comida, cama, ropa, etc. No tienen capacidad de lucha, se conforman con lo que tienen o con lo que les den otras personas y así se convierten en dependientes de los demás y se ven obligados por las circunstancias, y normalmente a la edad ya muy avanzada, a aprender hacer las cosas por sí mismos, tomar la iniciativa, ser independientes.

Para que eso no ocurra y los niños cuando crezcan, salgan al mundo preparados para competir, actuar y dirigir su propia vida, los padres debemos cuidar mucho nuestro afán de procurar hacer todo por ellos.

El problema es que esa intención es totalmente involuntaria, queremos mucho a nuestros hijos e intentamos crear una atmosfera donde todas sus necesidades serían satisfechas. Pero no hay que olvidar que otra necesidad muy importante que tiene cada niño, es necesidad de desarrollarse, de aprender, explorar, conseguir las cosas por su propio esfuerzo y los padres, debemos estimular y motivar esas necesidades desde sus primeros años de vida.

En el Sistema Floral de Bach hay varias esencias que nos podrían ayudar a equilibrar ese rasgo tan natural – proteger a nuestros hijos pero que a veces se manifiesta en exceso. Te recomiendo 2 de las esencias:

La Esencia Floral Castaño Rojo – para aquellas madres y padres que se preocupan demasiado por el bienestar de sus hijos, que tienen demasiados miedos de que les va a pasar algo malo, que no encuentran equilibrio entre saber apoyar y no sofocar con nuestras propias preocupaciones.

La Esencia Floral Achicoria – para las madres y los padres muy amorosos, bondadosos y generosos pero los que en el intento de ayudar a su hijo se encargan totalmente de todo y no le permiten a hacer nada por su propia iniciativa, a equivocarse, a explorar y aprender. Es un amor que sofoca, no permite desarrollarse al niño como un individuo independiente, no permite conocerse a sí mismo, sus propias fortalezas y limitaciones. Esta esencia ayuda a encontrar el equilibrio entre amar demasiado prohibiendo al niño a tener sus propias experiencias y aprendizajes y amar respetando su particular personalidad y deseo de desarrollarse como ser un individuo independiente.

Larisa Lavrova.

http://www.larisa-lavrova.blogspot.com

Como mediante las Flores de Bach puedes ayudar a tu hijo en su Comportamiento, Relaciones y Estudios.

Existen miles y miles de técnicas, libros y especialistas que pueden ayudarnos en las relaciones con nuestros hijos. Pero falta de tiempo, tareas, problemas, cansancio nos hacen muy difícil encontrar el tiempo para leer, estudiar o acudir a un profesional. ¿Existe algo más sencillo y fácil que podría permitirnos mejorar la relación con nuestros hijos, poder acercarnos a ellos sin descuidar nuestras tareas diarias?

Leer más