Durante cuatro años intenté ganarme la vida como psicóloga, ya que había estudiado psicología y era lo que se suponía que debía hacer. Sin embargo, no me hacía feliz. El tipo de clientes que venían chocaba mucho conmigo, y mi campo de especialización era de hecho opuesto a mi manera de pensar. Sin embargo, yo estaba empeñada en ayudarles, porque, ¿cómo iba a hacer otra cosa después de todo lo que había invertido en ser psicóloga y abrir mi consulta?

Sin embargo, una parte de mí de vez en cuando se ponía a pensar ideas de otros negocios o cosas que sí me harían feliz.

Hubo un día que ya no pude negármelo más, y tras 4 años siendo psicóloga decidí dejarlo por completo y cambiar de negocio. Di un giro radical y abrí una tienda online con la que llevaba soñando mucho tiempo: Una tienda de camisetas éticas y feministas por una buena causa.

El presente y los objetivos para el futuro Cualquiera diría que es un giro demasiado brusco pasar de una consulta de psicología a una e-commerce, pero no me arrepiento de nada. El ser más feliz en lo que hago me hace ser mejor en la atención al cliente, trabajar más motivada y cuidar más los detalles, algo que se ha reflejado en los resultados y las ventas casi desde el primer día.

Poder vivir de algo mucho más consonante con mis valores y con el granito de arena que quiero aportar al mundo me ha cambiado la vida, me siento realizada y ya no tengo que negar quien quiero ser.
Conclusiones y consejos Nunca tener miedo a cambiar de negocio si lo que estás haciendo no te hace feliz.
Buscar una forma de ganarte la vida que esté alineada con tus valores y te sentirás verdaderamente realizada
Alba Navarro – https://ellarebel.com
Sector empresarial E-commerce, tienda ética